8 dic. 2010

Se asomo al espejo

Y se encontro con la relidad. La verdad la golpeó, con puño cerrado, con fuerte determinación.

¿Sería bueno que la gente viera la realidad que ella estaba contemplando?, ¿sería bueno correr el riesgo de que las personas que querían vieran esa criatura de ojos oscuros que se asomaba y miraba con cara de asustado desde el otro lado del espejo?


Esa criatura de mirada triste, escondida en una sala extraña en la que todo estaba al revés. La vida no es tan sencilla como se pinta, ella no quería seguir observando a ese misterioso ser que le pedía ayuda a gritos sordos.

¿Le debería tender la mano? ¿La arrastraría a ese mundo extraño?

Mirándola le entraron unas ganas inmensas de llorar, quería alejarse y una lágrima fue derramada... la criatura se acercó... parecía que podía salir del espejo

-Si puedes llorar ante algo que no comprendes, ¿por que no lloras ante las cosas que te duelen, que te molesta? ¿Por qué no ríes y gritas lo que tu cerebro te cuenta y con lo que tu corazón te engaña?

Su cara se enfocó, lloraba igual que la de fuera del espejo, su reflejo le reveló que hay ocasiones en las que es bueno sentirse hundido pero que no es necesario salir sola del fondo del océano.

Solo necesitas una mano amiga que tire... o un espejo que no hable.


Escuchando: Aléjate de mi (Camila)

3 comentarios:

  1. vaya entreditas en??....

    mierda! se me an adelentao ¬¬

    ResponderEliminar
  2. me gustaria una explicacion sobre esto xD te la iba a pedir en su momento, cuando lo lei... pero se me olvido ¬¬
    por cierto... si tu espejo habla llevalo a la tele :P

    ResponderEliminar